Portal Cultural de Camagüey

domingo, septiembre 25, 2022

Próximo espectáculo Un solo de payasos

La sala Guiñol de Camagüey brinda su escenario para el espectáculo ”Un solo de payasos”, previsto los días 16, 17, 23 y 24 de septiembre para una hora de diversión a partir de las 10:00 a.m.

Bajo la dirección artística de Adiel Morales, más conocido por su personaje de Cebollita, él también compartirá la escena con Denia Rodríguez (Florecita), Yosvani Darias (Cartucho), Reimundo Agosto (Tin Ido) y Reinier Elizarde (Chocolatiqui)

La venta de las entradas será el mismo día de la función, por el precio de cinco pesos por menor de edad y diez pesos por adulto.

La necesidad de cubrir la cartelera de la sala, al mando de Jesús Rueda Infante, actual director del Guiñol de Camagüey, generó la posibilidad de “magnificar al payaso hablador, característico de Camagüey”, según Adiel Morales.

Reinier Elizarde no estaba en la idea inicial, pero no demoró en sumarse porque fluye bien la comunicación entre colegas, ocupados y preocupados por las situaciones que desvirtúan la educación de los niños desde la casa.

“En los cumpleaños padres o familiares nos piden que hagamos algo para niños con reguetón. Ahora mismo hay un tema pega´o en que las niñas se tiran para el suelo y empiezan a mover la cintura. Es chocante. Queremos un buen ambiente infantil para entrar en el personaje. Intentamos defender nuestro espectáculo”, señaló.

En el Guiñol, como Chocolatiqui, saldrá en tres momentos. Al principio, cuando todos andan aburridos y deciden salir a buscar su juego. Luego intercambiará con los espectadores pequeños. Para el cierre, reservan una canción muy gustada, que está seguro motivará al público completo.

Por su parte, Adiel Morales aspira a convertir Un solo de payasos en franquicia, con presentaciones sistemáticas en este tipo de espacio teatral. “Avizoramos un amplio espectro donde podemos caminar y donde no nos hemos aventurado mucho los cinco”, concluyó.

Por Yanetsy León González/Adelante
Foto: Cortesía del espectáculo ”Un solo de payasos”