Portal Cultural de Camagüey

martes, noviembre 29, 2022

Oficina del Historiador exhibe muestra dedicada a Camagüey

Camagüey- La ciudad es “un plexo geográfico…un teatro de acción social y un símbolo estético. Por un lado es un marco físico… por otro es una escena dramática para expresar y exteriorizar las acciones significativas y los anhelos más sublimes de la cultura humana”. Con esa frase del sociólogo Lewis Mumford, inician las palabras al catálogo que dedica el curador Desiderio Borroto Jr. a la exposición colectiva Ciudad: trazo de mis sueños.

Con un total de 13 obras, los artistas homenajearon a la otrora villa Santa María del Puerto del Príncipe, hoy Camagüey, por su aniversario 508. La muestra, que tiene lugar en la galería Fidelio Ponce de León de la Oficina del Historiador de la Ciudad de Camagüey (OHCC), es muy diversa en cuanto a técnicas. Las mismas varían desde el óleo, el acrílico y la técnica mixta sobre lienzo, el acrílico sobre sábana, la técnica mixta sobre cartulina, hasta las esculturas en madera y cerámica.

Nombres relevantes de las artes plásticas camagüeyanas le dan prestigio a la expo, artistas que en varias ocasiones han trabajado de conjunto con la OHCC para colocar su arte en función de la ciudad.

Los enfoques también son variopintos y abarcadores. Con esa multiplicidad, encontramos los volúmenes y teatralidad de Martha Jiménez, la visión crítica y cotidiana de Oscar Rodríguez Lasseria, la mirada humanista y expresiva de Ileana Sánchez, las abstractas de Nazario Salazar y Osmani Soler, así como la agresiva en Oscar Jr. Rodríguez.

Hallamos de igual forma, un cuerpo femenino en la obra de Joel Jover, la cubanía en Alejandrina Silvera, la calidez en Isabel de las Mercedes, una bandera transparente y cargada de significados en Orestes Larios, el ensamblaje de Nelson Miranda y la cerámica de Nazario que tardo recuerda a las esencias alfareras de Camagüey.

Aunque diversas, estas obras no dejan de estar unidas por un hilo conductor, el mismo vínculo que articula al artista con su terruño como si fueran uno. Así es como un espacio físico se transforma en expresiones, cargas emocionales y en trazos de sueños para retratar a la villa devenida ciudad que celebra 508 años.

Por Legna María Caballero Pérez/Adelante

Foto: José Antonio Cortiñas Friman (Oficina del Historiador)