Portal Cultural de Camagüey

viernes, diciembre 02, 2022

Jóvenes aprenden de historietas en ArteCómic 2022

Incentivar a las nuevas generaciones a adentrarse en el mundo de la historieta fue el eje de las actividades desarrolladas este jueves durante la XII edición de las Jornadas ArteCómic, que se celebra en la provincia.

Ante la presencia de estudiantes de la Academia de las Artes Vicentina de la Torre, en el Centro de Convenciones Santa Cecilia, historietistas habaneros compartieron anécdotas sobre experiencias de trabajo en proyectos de cómic. Ariel Bravo, quien ha colaborado con editoras nacionales y extranjeras, aconsejó sobre los procesos editoriales y entregas a tiempo de los trabajos, y explicó acerca de aspectos del dossier, relaciones públicas y derechos de autor.

Por otra parte, Richard Hechavarría, creador del personaje Pío-Pío, se refirió a la importancia del uso de las redes sociales para difundir las obras artísticas e intercambiar opiniones con el público.

En el segundo momento de la sesión matutina, Elianeth Echeverría, de la Facultad de Lenguas Extranjeras de la Universidad de La Habana, abordó el tema de la utilidad del cómic como medio de enseñanza para el aprendizaje de idiomas.

“Existen disímiles estudios que demuestran que el uso del cómic resulta beneficioso en el ámbito académico. No solo contribuye a la adquisición de conocimientos en el lenguaje, sino que también dinamiza la enseñanza de contenidos, motiva a los estudiantes, y favorece el involucramiento de los lectores”, explicó durante su intervención.

En la tarde, el Museo Ferroviario de Camagüey sirvió de espacio para la exposición de la historieta Todos los muertos descienden en Coronado, perteneciente al número especial Trenes, del proyecto Krónikas, dedicado a la conservación del patrimonio histórico cubano, desde el cómic.

Haziel Scull, especialista del Centro Cultural Vitrina de Valonia, estuvo a cargo de la presentación del libro, frente al grupo de estudiantes miembros del Círculo de Interés de la Oficina del Historiador de la Ciudad para preservar el Patrimonio.

Por Luis Adrián Viamontes Hernández

Foto: Yoel Benítez Fonseca/Adelante