Portal Cultural de Camagüey

sábado, junio 22, 2024

Cándido Fabré se despide con su música del Camagüey

Camagüey- La fuerza, el amor y la fe mueven al popular Cándido Fabré por Cuba entera, una isla que trae en sus venas y a la cual nunca ha renunciado por fuertes que pudieran ser las tormentas, según reafirmó en su visita a esta ciudad, durante sus presentaciones artísticas que concluyeron anoche.

Sanluisero noble, de alma pura, sencillo y vivaracho cuando pone los pies encima de un escenario, y si es camagüeyano mucho mejor, porque como mismo él expresó, la energía positiva le llega y logra conectar con todos los que siguen y disfrutan su música.

Con el público agramontino siempre me siento bien, es impresionante ser recibido por multitudes después de tanto tiempo; yo soy un cantor de Patria y de Revolución y así la gente me quiere y me recibe; es muy bueno estar de vuelta y ver como el pueblo se divierte, eso es lo más importante, aseguró Fabré, quien culminó una gira de cuatro días en la ciudad de los Tinajones.

Entre risas, agregó que la lluvia los está acompañando en las presentaciones; pero no importa, exclamó, mi banda y yo no paramos, porque pensamos que si la gente no se va, ¿cómo nosotros nos vamos a mover de aquí?

Las fiestas se hacen grandes cuando el pueblo quiere y así estamos acostumbrados, porque muchísimas veces con los camagüeyanos hemos esperado el amanecer, comentó.

En estos días he cumplido compromisos importantes, subrayó, fui a conocer a la princesa del reparto Garrido, es conmovedor ver a una niña como se le acelera el corazón con la música de Cándido y eso me llena de regocijo, hacerla vibrar y sonreír es extraordinario.

Hace algún tiempo la abuela de Amanda Estévez Hidalgo conversó vía telefónica con este gran sonero porque su nieta, que desdichadamente padece de una meningoencefalitis desde que era una bebé, anhelaba verlo y escucharlo cantar.

Y hasta allá fue, porque este cubano de pura cepa tiene una humildad que contagia y ese encuentro lleno de optimismo y alegrías valió la pena, valió la vida.

El rey de la improvisación prevé su futuro componiendo nuevas canciones, entregándole el corazón a sus seguidores; aseguró que va al ritmo de los tiempos, canta a todos y cuando observa cómo los niños y los jóvenes también bailan con su música, le da fuerzas para seguir adelante, para estar presente.

Una de mis mayores fortunas es mi modesto estudio de grabación en mi propia casa allá en Manzanillo, de donde han salido varios discos bajo el sello de la discografía inglesa Tumi Music y con la Egrem este último titulado Pa´ que se vaya lo malo en formato digital, que significa desarrollo tecnológico; pero yo sueño con tener el CD en mis manos, dijo sonriente el dueño de una de las voces más singulares de la nación cubana.

Temas como Fabré llegó, A María la del barrio, Agárrame por la cintura, y Por qué tú no te enamoras de mí componen el repertorio del artista cubano que logra mantenerse en la preferencia de su público por su nobleza, singularidad y por sentirse un hijo de esta tierra donde no le interesa estar en el hit parade, sino permanecer aquí.

Por Dayessi García Sosa/ ACN

Foto: De la autora