Portal Cultural de Camagüey

sábado, julio 13, 2024

Taller vocacional de artes plásticas

Las tardes de los sábados ya no son una tarde cualquiera para un grupo de niños camagüeyanos, desde que el proyecto Cartón Creativo abrió en abril el taller vocacional de artes plásticas Píntame un árbol.

Ayer fuimos de curiosas y nos encantó. Encontramos una veintena de alumnos de cinco a 10 años de edad. Llegan de repartos alejados como el “Lenin”, sin fallar desde el primer día. Otros viven en el centro de la ciudad y se han ido incorporando.

Para todos hay una silla, un banquito, un balance, algo donde sentarse, además de materiales, herramientas… y tres profes atentos, educados, que hablan bajito y son admirablemente pacientes y cuidadosos al tratar cada mundo de individualidades con muchísimas ganas de jugar y aprender algo diferente.

Este sábado tocó escultura a relieve con cartón corrugado, pero el plan de estudios abarca más con clases de dibujo libre o a partir de un modelo, y hasta escultura con barro. Aprenderán a hacer materiales, pinturas, pegamentos. Sabrán darle vida útil a lo que se menosprecia en casa, porque reciclar es importante en el arte y en la vida misma.

El líder de este proyecto es el artista José Antonio Hechavarría, profesor de escultura de la Academia de las Artes Vicentina de la Torre en la ciudad de Camagüey. Emprendió Cartón Creativo en mayo del 2023 con el colega Nelson Miranda y la joven especialista en gestión sociocultural Liz Marian Río. Ya ese dueto no está pero se mantienen los objetivos fundacionales de conectar con el público, consolidar talleres de creación y generar exposiciones.

José Antonio cuenta ahora con dos jóvenes preparados y muy dispuestos, aunque tengan grandes responsabilidades profesionales. Me refiero al artista Jonathan Morales, profesor de grabado en la “Vicentina”; y Linet Escalona Sánchez, estudiante de cuarto año de la carrera de Gestión Sociocultural. Ella afronta el estresante proceso del trabajo de diploma para el que eligió estudiar las escuelas primarias en la época colonial.

Comenzó como una prueba, pero alza sus alas con un programa útil y atractivo para seis meses. La matrícula sigue abierta para niños de segundo, tercer y cuarto grados. Toca los sábados y para más información deben llamar a José Antonio al +53 52905383.

Los padres apoyan en la realización de las carpetas de caballetes, que deben llevar los dos primeros sábados del mes, porque son necesarias para las de dibujo y pintura. Los siguientes corresponden los talleres de escultura con diversos materiales. También inventan la paleta con tapitas de pomos y platicos desechables. Allí también se aprende que un cepillo de dientes es una herramienta.

“Tenemos un proyecto muy importante para nuestros niños, necesitamos comprender que hay que reforzar en la cultura verdadera y los valores humanos imprescindibles para lograr que Cuba avance a una mejor sociedad. El proyecto Cartón Creativo constituye un esfuerzo necesario en tal sentido. Nada mejor que un buen trabajo pedagógico y una proyección de futuro. Contamos con el apoyo de todas nuestras instituciones de la Cultura. Muy importante ha sido hasta el momento la colaboración de los padres y la certeza que todos tenemos en nuestro objetivo fundamental: nuestros niños”, enfatiza José Antonio.

La demanda por la matrícula, las aspiraciones de los maestros, la motivación de los niños y la preocupación de los padres, todo eso ha hecho que este taller se transforme en academia vocacional de artes plásticas para edades primarias. Para una atención más personalizada decidieron compartir en dos grupos este actual, para trabajar con uno en la mañana (10:00 am-11:40 am) y con el otro en la tarde (4:00pm-5:40pm) Cartón Creativo radica en Lope Recio #57, entre Popular y San Patricio.

Este curso terminará en noviembre, pero ha sumado otra opción con cuatro talleres previstos otros días de la semana durante julio y agosto, con el objetivo final de hacer una obra colectiva según la expresión artística.

A través de un grupo por WhatsApp, profes y familia mantienen una orientación precisa y constante. Por ahí empezó a circular la convocatoria al curso de verano Creando un sueño, consistente en talleres de literatura, música, arte/deporte y teatro infantil, con artistas invitados.

Aún están abiertas las matrículas para ese curso de verano que no es privativo ni obligatorio para los alumnos de Píntame un árbol. Será una gran oportunidad jugar con la escritora y artesana Niurki Pérez a conformar Un libro grande para pequeños. Otras semanas, la saxofonista Shakira Guerrero llevará a realizar un mural con motivos de una obra musical. Luego, junto a la joven deportista Erika Alejandra Gómez Yero harán un tablero escultórico de ajedrez y de damas. Cerrarán con El cuento infinito, de la mano de un actor.

Estos talleres harán confluir las artes plásticas con cada una de esas manifestaciones. Los talleres de verano forman parte de un proyecto mayor nombrado Curso de las Estaciones.

Píntame un árbol y otras ocurrencias de Cartón Creativo hacen aplaudir toda iniciativa que busque, escuche y acompañe la infancia. “Han aprendido y están pidiendo conocimiento”, asegura José Antonio. Enhorabuena por los artistas con un trabajo comunitario tan generoso. Una oportunidad así, desde el arte, puede cambiar la vida de esos niños, sembrar en ellos humanos mejores, capaces de arreglar nuestro mundo.

Por Yanetsy León González/Adelante

Foto: Cartón Creativo